Visitantes, Romy Alizée

Romy Alizée es una artista multidisciplinar francesa. He aprovechado su reciente paso por la Ciudad Condal para hacerle algunas preguntas sobre su obra y su forma de ver el mundo. Romy principalmente es fotógrafa, modelo —ha posado para el recientemente fallecido Reng Hang, para Richard Kern y para Jo Schwab, entre otros— y también performer —Émilie Jouvet, Poppy Sanchez—, aunque aquí voy a centrarme únicamente en su faceta como fotógrafa, que es de lo que más hablamos en momo-mag. 🙂

Nació en una pequeña ciudad en la costa oeste francesa y se mudó a Paris hace seis años, donde se siente en casa. Hace dos comenzó a tomar fotografías, siempre en analógico. Ya
desde el principio, su estilo no pasaba precisamente desapercibido: es duro, directo, orgánico. Siempre en blanco y negro. No esconde, maquilla o enmascara; subvierte, grita y proclama. Las relaciones no convencionales, el feminismo pro-sex y el BDSM son algunos de los temas que explora. Suele girar la cámara también, inmortalizándose, como forma, tras posar para tanta gente, de tomar el control de su propia imagen y usarla para reflexionar sobre cuestiones como el cuerpo, la intimidad o el hecho de ser mujer. Sus referentes son variados aunque precisos: la cultura gótica y punk; la fotografía de Cindy Sherman, Nan Goldin y Anders Petersen; el porno vintage y las películas de John Water y Bruce Labruce. Recientemente ha publicado un fanzine, Nuit blanches con Les crocs électriques, y está preparando su primer fotolibro. Puedes seguir su trabajo en instagram y en su tumblr.

 

Fotos: © Romy Alizée

Texto: Mara Blackflower

Be first to comment